Ford Transit y E-Transit Courier: Eléctrica o turbocargada

   
Ford Transit Courier

Aunque Ford está enfocado en la E-Transit Courier eléctrica, la Transit Courier también tendrá motores de combustión que serán los más populares.

No ha pasado ni un mes de la presentación de la Explorer EV y Ford ya destapó otro producto eléctrico crucial para su estrategia de electrificación en Europa. La Transit Courier es la versión más pequeña de la familia de vanes de panel para carga, por debajo de la Transit Connect y esta nueva veneración será la primera en ofrecerse con una motorización totalmente eléctrica.

A diferencia de la Explorer EV, que toma prestada la arquitectura MEB de Volkswagen, la Transit está basada en una plataforma propia de Ford, que se compartirá en el futuro con la Puma EV y se producirá en la misma planta de Craiovia, Rumania.

La silueta es mucho más cuadrada que en la Transit Courier actual y nos recuerda un poco a la forma de las SUVs de la marca, como la Explorer o hasta la Expedition. Aunque parece mucho más grande por las proporciones, crece solamente 12 cm de largo y alcanza los 4,278 mm, aunque crece el área para carga, cota vital en estos vehículos comerciales pequeños.

Además, la anchura entre los pasos de rueda crece en 20 cm gracias a que los amortiguadores están reubicados, con lo que ya se pueden cargar pallets europeos con facilidad, además de contar con rieles de carga a media altura y una pequeña guantera de 44 litros para guardar herramientas, alimentos o el cable de recarga para la batería.

Hasta 134 hp eléctricos o 123 hp turbocargados

Las especificaciones mecánicas aun están bien guardadas, pero Ford usará en la E-Transit Courier a un motor de 134 hp para el eje delantero, con el que puede alcanzar una velocidad máxima de 145 km/h. No conocemos el tamaño de la batería todavía, pero podemos darnos una idea porque en un cargador AC de 11 kW se carga completamente en 5.7 horas, con lo que debería rondar los 60 kWh de capacidad.

En un cargador de 100 kW, puede recuperar del 10 al 80 por ciento en aproximadamente media hora, mientras que en este mismo conector recupera 90 km en 10 minutos.

Ford Transit Courier

La E-Transit Courier puede configurarse para conducción con un pedal a través de la pantalla táctil de 12 pulgadas y la interfaz Sync 4, desde la que también se puede pre-condicionar la batería y que se ofrece solamente en la versión eléctrica.

Primero llegan las de combustión

Esta versión llegará al mercado hasta finales del 2024, pero Ford incluirá en la compra dos años de afiliación con su red de carga, además de esperar que los costos de mantenimiento sean un 35 por ciento más bajos que para la mecánica diésel. A pesar de esto, las vanes eléctricas representan solamente un seis por ciento del mercado, aunque tendría que crecer hasta un 75 para finales de la década, según Ford.

Las mecánicas de combustión en la Transit llegará este mismo año, con la opción de un EcoBoost de 1.0 litros y tres cilindros que es el que monta actualmente en México, con 123 hp. El diesel será un 1.5 de cuatro cilindros con 100 hp y ambas van de serie con caja manual de seis velocidades, aunque sí exoste la posibilidad de montar una Powershift de doble embrague y siete relaciones en la EcoBoost de gasolina.

Más allá de la pantalla táctil, de solo ocho pulgadas en la Transit, las diferencias con la E-Transit son limitadas, quedando en unas luces de marcha diurna diferentes y sin tanto adorno en la parrilla, perdiendo la barra de LED que pasa por encima y conecta a los grupos ópticos delanteros.

Cualquiera de las versiones puede pedirse como van para dos o como una van de pasajeros con dos filas y el espacio no cambia entre la eléctrica y la conducción.

© 2024 AUTO ANALÍTICA. Todos los derechos reservados.