.

Toyota completa la primer carrera con un auto de hidrógeno líquido

   

El hidrógeno líquido es más denso en energía que su alternativa gaseosa, y Toyota completó la primer carrera con un auto de este tipo

Toyota completó una carrera de velocidad con un auto propulsado por hidrógeno a finales del mes pasado.

Si el Toyota Corolla en cuestión, y su librea a cuadros azul y amarillo, parecen algo familiares, es porque Toyota ha manejado el auto antes. Y lo han hecho funcionar con hidrógeno, pero hasta ahora, su motor siempre ha funcionado con hidrógeno gaseoso.

“Estamos luchando para crear un futuro para el motor de combustión interna abordando una tecnología considerada inviable para los automóviles. En el territorio desconocido de -253 °C (-423 °F)”, explicó Masahiro Sasaki, el conductor del automóvil. “Si bien aún quedan varios obstáculos, como con el hidrógeno gaseoso. Nosotros esperamos que nuestro desarrollo ágil en la pista de carreras se refleje en los autos de todos los días”.

El equipo espera desarrollar el automóvil hasta el punto en que pueda competir en la temporada de carreras Super Taikyu 2023. Con ese fin, el automóvil realizó tres sesiones en febrero, simulando condiciones reales de carrera y compartiendo la pista con otros autos de carreras.

Además, el automóvil tuvo que repostar dentro de los tiempos designados, que es uno de los desafíos y ventajas del hidrógeno líquido. Como regla general, un combustible líquido es más denso en energía que un gas, lo que, en el caso de un automóvil, ayuda a aumentar el rango de manejo. Eso también hace que el combustible sea más pequeño, literalmente, lo que significa que se requieren menos camiones de transporte para llevarlo a las estaciones.

Además, no es necesario presurizar el hidrógeno líquido, lo que significa que hay más libertad de diseño para los tanques de combustible. También significa que el reabastecimiento de combustible se puede hacer más fácilmente. Lo que es beneficioso en un contexto de carreras, porque se pueden repostar varios autos en sucesión.

Sin embargo, como mencionó Sasaki, mantener el hidrógeno en estado líquido significa que debe enfriarse a -253 °C durante el reabastecimiento y almacenamiento. Esto presenta su propio desafío. Los ingenieros también tienen que lidiar con la vaporización natural del hidrógeno a medida que se calientan los tanques.

Toyota planea usar la serie de carreras Super Taikyu para comenzar a trabajar en soluciones a estas dificultades. Eso es lo que comenzó a hacer en marzo de 2022, con un Corolla similar cuyo motor estaba ajustado para funcionar con hidrógeno gaseoso.

.
© 2024 AUTO ANALÍTICA. Todos los derechos reservados.