El planeta no tiene recursos para el cambio a autos eléctricos, dice científico de Toyota

   
Toyota Prius 2024

Toyota asegura que la viabilidad de la adopción veloz de autos eléctricos no existe, argumentando que la hibridación es una mejor solución.

Toyota ha cambiado la perspectiva en cuanto a la adopción masiva de autos eléctricos desde la llegada de su nuevo CEO, haciendo novedad su nuevo programa de EVs. Sin embargo, la resistencia hacia el futuro de autos eléctricos está bien documentada por su poca viabilidad y parece continuar dentro de la mente de los científicos e ingenieros de la marca, especialmente considerando las fechas límite y vetos a todo lo que tenga un motor de combustión en Europa.

Esta resistencia tiene toda la lógica del mundo y Toyota no es la única marca en la que existe, pues en general las marcas japonesas, como Mazda, Suzuki Honda o Subaru avanzan con precaución hacia ese futuro eléctrico, entendiendo que pueden haber alternativas como la hibridación, el hidrógeno o los biocombustibles. El jefe de científicos de Toyota y presidente del Instituto de Investigación de Toyota, Gill Pratt, habló con reporteros antes de la G7 en Japón y argumentó que la transición a autos eléctricos será más lenta de lo que los mandatarios esperan y que un plan gradial, involucrando a autos de hidrógeno e híbridos tendría mejores resultados en la lucha contra el cambio climático.

La adopción masiva y veloz no es viable

“Eventualmente, las limitaciones de recursos terminarán, pero por muchos años no tendremos material para baterías y recursos para recarga renovable para una solución que involucre autos eléctricos,” dijo Pratt a Bloomberg. “Los materiales de baterías y la infraestructura de carga renovable eventualmente serán abundantes, pero tomará décadas para que las minas de material, instalaciones de energía renovable, líneas de transmisión e instalaciones de almacenamiento de baterías estacionales crezcan como deben.”

Críticos los hay, desde Greenpeace hasta los propios inversionistas. Algunos están preocupados de que Toyota le esté dando una ventaja a los rivales, entendiendo que marcas como Tesla o BYD ya llevan un liderazgo evidente en el desarrollo de autos eléctricos. La bZ4X, el primer esfuerzo eléctrico de Toyota, es catalogado como insuficiente, pues tiene múltiples lleno de recalls y no cuenta con una autonomía competitiva, así la marca planee vender 1.5 millones de unidades eléctricas al año empezando en el 2026, con 10 nuevos modelos hasta entonces.

La dedicación de Toyota por la hibridación y otras alternativas sustentables seguirá adelante, pues en el G7 no se impuso una meta para terminar la venta de autos de gasolina, una medida que Toyota no apoyaría.

© 2024 AUTO ANALÍTICA. Todos los derechos reservados.